Apagar pantallas aunque sea un rato


No se si reirme o llorar cuando en mis últimas conversaciones con amigas vemos que los minis no quieren salir a la calle a correr, a patinar, a ir en bici. A nada.  Algunos pueden tener miedo al coronavirus, otros no pueden salir  porque los horarios laborales de los padres son incompatibles con los suyos (12:00 a 19:00) y otros no quieren porque prefieren quedarse a “jugar” con las pantallas.  ¡SOS! Su energía e inestabilidad emocional está tan justificada como la nuestra. Cada uno haga lo que pueda y como pueda en esta etapa. Aunque estemos en fase 0 y nos ilusiona pensar que algún día todo volverá a ser como antes muy a pesar de la incertidumbre. Lo que sí sé es que el que no ha cambiado es nuestro cerebro y el de los niños/as muy a pesar del  del covid19. Sobre-exponernos a pantallas nos altera el sueño, genera cortisol en sangre, sube la presión arterial… un cóctel que no parece ser muy tranquilizante. 

Durante este confinamiento he decido seguir con un detox digital (desintoxicación digital). Me he apartado bastante de las redes y he pasado parte de mi trabajo a papel. He podido imprimir, recopilar  y ordenar los planes alternativos a las pantallas (juegos, inventos, gastro planes, visitas culturales) que os he ido dejando en el blog durante estos años. Incluso ampliar; ¡a manija!.  La recopilaición nos traerá un E-BOOK que espero pronto vea la luz.

 

Abrazos queridas familias y apaguemos los móviles… aunque sólo sea por  un ratito.


Pd: Como siempre, si tienes ganas de seguir charlando en privado no dudes en contactar por aquí

Montse





No hay comentarios:

Contestaré lo antes posible.
Gracias por pasar.
.
.

Atención. Un gran paso para mejorar el vínculo afectivo con nuestros hijos

ATENCIÓN, sería el tercer (podría ser el primero o el cuarto) paso para mejorar el vínculo afectivo con nuestros hijos. La primera era estar...

Con la tecnología de Blogger.