Y si no tengo el teléfono en la mano .... ¿qué hago?



Hoy a mi regreso de dos días fuera de casa esperando me recogieran mis hijos, he sido más consciente que nunca que cuando estoy  en cualquier lugar, haciendo supuestamente nada, siempre tengo el teléfono en la mano.  Antes (ni me acuerdo cuando, muuuuucho antes de la pandemia) me esperaba viendo la vida pasar o leyendo un libro.   Usamos para evitar no hacer "nada". Veo, ya desde hace tiempo,  que no hacer nada se ha convertido en algo estresante.  En gran parte se nos ha educado en el hacer y estar ocupados y podríamos estar discutiendo de lo poco que se nos ha hablado de dar y regalarnos presencia.  ¡Sí hoy puede resultar estresante esperarse sin mirar el móvil!  Ojo, estamos ocupandos  mirnado que ha colgado la gente en redes, qué ha ocurrido en el mundo a cada minuto...

¿Y si no tengo el móvil en la mano que hago? 
Yo empiezo y tu sigues

Leer un libro
Mirar la vida pasar 
Coger libreta y lápiz y anotar 
Respirar
Hacer ganchillo o cualquier manualidad
Agradecer las vistas que tienes
Buscar formas en las núbes
Escribir o inventar cuentos, historias
Fotografiar sin el móvil 
cuando vas en trasporte público

Mirar escaparates 
Pasear arriba y abajo 
Fijarte en la moda
Observar los colores que ves gracias a la luz que entra donde estás
pensando en tus cosas y las de los tuyo mientras esperas

Trata de calcular que te ha costado la compra, 
que has comprado de más o de menos o 
que vas a comprar próximamente cuando estás en la cola del súper.

Mirar los ojos 
Hablar mirando a la cara
Cantar
Dormir
Respirar
Fotografiar @holasomos7.foto !!!
Pensar
Leer, etc
Mientras vas de copiloto

Y me dejo millones de ejemplos y situaciones que tú y yo hemos vivido y queremos seguir viviendo.

Por nuestra salud mental y por la de nuestros hijos me parece que nos urge recuperar viejos hábitos.




Feliz semana



No hay comentarios:

Contestaré lo antes posible.
Gracias por pasar.
.
.

Y si no tengo el teléfono en la mano .... ¿qué hago?

Hoy a mi regreso de dos días fuera de casa esperando me recogieran mis hijos, he sido más consciente que nunca que cuando estoy  en cualquie...

Con la tecnología de Blogger.